LOS BANCOS CENTRALES JUEGAN PELIGROSAMENTE CON EL DINERO- Dic 14, 2015

 

Parte 1 – ¿LLEGA EL ALZA DE LAS TASAS DE INTERÉS EN EEUU?

Ha sido uno de los acontecimientos económicos más comentados y esperados: el alza de las tasas de interés por parte del Banco Central (Reserva Federal) de los EEUU. Se la espera desde hace un par de años, pero parece esta semana llega el díaD (mientras tanto el Banco Central de Europa está en el camino contrario, bajar más las tasas de interés, incluso llegando a niveles negativos … eso lo veremos en la Parte 2, a inicios del 2016 … ya que es sano dejar un espacio para festejar Navidad).

Vayamos paso a paso compartiendo este fenómeno.

1)EL ROL DEL DINERO

La economía es básicamente un intercambio de bienes y servicios por bienes y servicios, o más concretamente de derechos de propiedad por derechos de propiedad. Alguien tiene algo (un  bien, su trabajo, su tiempo etc…) y lo intercambia libremente por lo que otra persona tiene. En eso se sustenta la economía: la especialización y el intercambio.

El dinero aparece espontáneamente en las sociedades como un medio para facilitar esos intercambios hoy y en el tiempo, por eso el bien que se escoge como dinero debe tener 3 funciones: medio de pago, depósito de valor (patrón de pago diferido), unidad de cuenta.

En el desarrollo histórico del dinero surgen dos temas de enorme importancia:

a)los bancos que han funcionado bajo un sistema (el de “reserva fraccionaria”) que les permite multiplicar el dinero sin  respaldo (una persona puede acceder a sus depósitos pero ese mismo dinero ha sido prestado a otra persona que también lo puede utilizar, y así sucesivamente).

b)la creación de los Bancos Centrales cuyo rol es asegurarse que exista suficiente dinero en la economía para alcanzar dos tipos de objetivos. En ciertos casos para controlar la inflación lo cual puede significar que no supere cierto nivel o que al menos alcance ese nivel (Banco Central de Europa), en otros casos navegar entre el doble objetivo de mantener la inflación bajo control pero estimular el crecimiento de la actividad económica (Reserva Federal de los EEUU). Obviamente, en cualquier caso, se abre la puerta a que los Bancos Centrales jueguen un rol muy importante, abriendo o cerrando las llaves de la cantidad de dinero.

Aunque hoy estos roles de los Bancos Centrales pueden parecer naturales, cabe recordar que cuando existía por ejemplo el patrón-oro, en que se emitía dinero solo con respaldo de oro que era el resultado básicamente de los intercambios internacionales, la cantidad de dinero era el resultado endógeno de los intercambios económicos y de la cantidad de oro disponible en el mundo.

Los Bancos Centrales actúan imprimiendo más o menos dinero, o lo que es similar estableciendo  un objetivo de tasa de interés nominal, que sirve como referencia básica de corto plazo para el conjunto del mercado. Están conscientes (¡o deberían estarlo!) que no pueden actuar ni sobre las tasas de interés nominales de largo plazo, ni sobre la tasa de interés real (diferencia entre tasa de interés nominal e inflación esperada), es decir sobre lo que reamente importa. Y ese es justamente el dilema del Banco Central de los EEUU ¿sube o no su tasa de interés de referencia?

2)CÓMO ACTÚAN LOS BANCOS CENTRALES

La impresión de dinero (que hoy en el mundo se llama QE Quantitative Easing para evitar la expresión poco apreciada de “imprimir dinero sin respaldo” aunque esa es la realidad),  consiste en crear dólares electrónicamente (en este caso de los EEUU que estamos comentando) y usarlos para comprar bonos públicos o privados. Los nuevos dólares aparecen en el pasivo del Banco Central (Reserva Federal) como compromisos con el público, y los bonos en el activo.

“El nuevo dinero o aumenta los precios o evita que los precios caigan como deberían, lo que significa que el público termina con menos poder adquisitivo, y este poder adquisitivo es el que capta el Banco Central” (Mr Draghi´s Dangerous Confidence Game – Laurence Kotlifoff – Forbes Nov 10) pero los Bancos Centrales se justifican diciendo “estamos comprando activos sólidos con esos fondos prestados por el púbico, así que la econo mía, a través del Banco Central tiene activos que valen exactamente lo que se ha tomado de poder adquisitivo”.

Obviamente este mensaje de los Bancos Centrales no es correcto, estas acciones masivas de impresión de dinero (QE) se hacen en situaciones difíciles de la economía para ayudar a tales o cuales sectores (público o privados) y por ende los papeles que se toman como respaldo son en promedio de baja calidad (por ejemplo es deuda del Gobierno cuando los gobiernos están sobre endeudados y su capacidad de pagar esas deudas es muy reducida, o deuda de los bancos que están en problemas) por ende es el poder adquisitivo de la gente el que financia estas operaciones de apoyo a ciertos sectores en problemas, vía bajas tasas de interés o creación monetaria. Por eso en sistemas como el patrón oro (aunque no era perfecto, ninguno lo es) se intentaba tener un respaldo del dinero (oro) que sí permitiera una equivalencia entre la creación de dinero (poder adquisitivo de la gente) y el activo que lo respaldaba.

3)QUÉ HA PASADO DESDE LA CRISIS DEL 2008

La burbuja que estalló en el mundo en el 2008, llevó  a una doble potencialidad: caída de ciertos precios para volver a una situación de equilibrio razonable pre-burbuja y caída de la actividad económica (sobretodo de las actividades ligadas a la burbuja crediticia anterior como autos, inmobiliario, financiero etc… y toda la cadena detrás de esto en la economía).

Ahí se dan enfoques posibles, hay expertos de alto valor que defienden cada posición y esta discusión seguirá existiendo en el futuro lejano ante situaciones similares (me sumo modestamente a la primera vertiente).

1)Posición más liberal. La llamada crisis, es en realidad el resultado de una burbuja que se dio por la intervención de los Bancos Centrales manipulando dinero y tasas de interés, lo cual distorsionó los precios relativos en la economía y llevó por un lado a una mala asignación de recurso (por ejemplo exceso de dinero en el inmobiliario) y por otro lado incentivos perverso en el sistema financiero (por ejemplo, multiplicación excesiva del dinero a través de mecanismos poco transparentes y poco seguros).

La única solución es aceptar que se destruya ese exceso de dinero (primario y secundario) y que la economía vuelva a su nivel real compatible con factores reales y no monetarios: nivel de ahorro, productividad. El reajuste implica obviamente caída de precios en ciertas actividades, pérdida de empleos, cierre de empresas etc… Pero cuanto más rápido se deje actuar este proceso, más rápido se adecuarán los recursos a la nueva situación y se crearán empresas y empleos, en sectores en parte diferentes a los que fueron artificialmente empujados. Por ende no se requiere ninguna intervención de los Bancos Centrales (que no tienen la capacidad ni en cantidad, ni en calidad ni temporalidad para manejar la enorme información explícita e implícita de la economía) y más bien hay que dejar que el mercado guíe tanto las tasas de interés de corto plazo como las de largo plazo y reales.

2)Posición más intervencionista. Las causas de la crisis tiene que ver en parte con este exceso monetario pero en gran medida por otros factores estructurales, por ende al estallar la burbuja, no se puede permitir sino un ajuste lento de cantidades y precios (o en ciertos casos ni siquiera permitirlo). Por ende es fundamental la intervención del Banco Central para imprimir dinero (todos los paquetes de QE que se han dado desde 2008 y pararon en 2014) y guiar al mercado a través de las tasas de interés de corto plazo muy bajas que permitan reactivar la economía y evitar la caída de precios.

Como vemos en el gráfico adjunto de The Economist, esto es exactamente  lo que ha sucedido, tasas de interés de los Bancos Centrales alrededor de 0% desde el 2008 frente a un nivel “normal” del 2-3% (esto sucede en EEUU y en Europa, pero vemos que fue lo mismo cuando estalló la burbuja tecnológica del 2000)

grafico 1

4)¿CUAL ES EL DILEMA AHORA?

Como señalamos, el objetivo de la Reserva Federal era, luego de la crisis del 2008, evitar la caída de precios y recuperar el crecimiento económico, pero también evitar que eventualmente vuelva la inflación (como resultado de “empujar” en exceso a la economía) más allá de un límite razonable del 2% anual.

Y eso es lo que ha venido monitoreando desde hace 2 o 3 años: ¿se ha logrado o no esos objetivos? El seguimiento es en base a un conjunto de cuadros como el adjunto que presenta The Economist.

grafico 2

Las señales no son fáciles de interpretar por eso la decisión de subir las tasas de interés se ha venido posponiendo y probablemente se dé esta semana (pero podría no darse).

Además que las señales nunca son claras, la Reserva Federal tiene un  temor:

Si decide  demasiado rápido subir las tasas de interés, puede ser que frene en seco una reactivación en marcha, y afecte en exceso a demasiados agentes económicos muy endeudados cuyo costo de la deuda aumentaría (hogares, empresas y Gobierno). Luego habría que volver a bajar los intereses.

Si se retrasa en subir las tasas, puede ser que la inflación subyacente ya se haya puesto en marcha y luego sea difícil frenarla. Luego habría que subir en exceso los intereses para frenarla.

Los pros y contras de la decisión están en este cuadro de The Economist.

grafico 3

Algunos intervencionistas estiman que la Reserva Federal ha sido exitosa en su trabajo, que ya se ha llegado al punto de crecimiento e inflación en que es sano subir los intereses porque la economía ya no necesita ese empuje. Otros discrepan: se necesita aún más empuje monetario (y si es posible fiscal también) para consolidar la economía, y es un espejismo liberal, esa idea de que bajas tasas de interés distorsionan la economía. El primer bando parecería llevar ahora las de ganar.

Pero el comentario (y muy probablemente la  razón) del lado liberal es: se hubiera logrado mejores resultados dejando que la economía se ajuste rápidamente en precios y cantidades, hoy (y desde hace algunos años ya, en realidad) habría una economía en crecimiento y más sustentable, mientras que ahora subsisten graves problemas como: una nueva burbuja en marcha, enormes reservas de los bancos en la Reserva Federal que de alguna manera deberán ser absorbidas, muchos sectores que no han hecho su limpieza hacia productividad, riesgos inflacionarios etc…

Para el Ecuador, la subida de las tasas de interés tiene muchas implicaciones, pero en este momento la más importante es: ¿al subir los intereses en EEUU, el dólar se fortalecerá aún más porque habrá un mayor flujo de recursos mundiales hacia los EEUU y el dólar?

Y la respuesta económica es … ¡no sabemos … depende!. En efecto, esto depende de si los mercados no anticiparon la subida de las tasas de interés y por ende el dólar se fortalecerá ante la noticia, o si los mercados anticiparon la noticia y ya no es ninguna novedad, el dólar en ese caso se estabilizaría e incluso podría en algo caer. Me inclino a lo segundo … pero es solo una adivinanza.

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s